El consejo de Juan Roig a empresarios y autónomos para triunfar

Juan Roig es el presidente y máximo accionista de Mercadona. Actualmente, ocupa el puesto número 4 en la lista de españoles más ricos elaborada por Forbes, con una fortuna de 3.700 millones de euros.

Roig levantó el imperio de los supermercados en la década de 1980 y lo que empezó como un negocio familiar se ha convertido en un gigante que factura cerca de 27.000 millones al año. 

Entre sus hitos como empresario están la implantación del código de barras en sus supermercados o la creación de la primera marca blanca de productos de consumo.

Es famosa además su filosofía de ahorro, materializada en un requisito indispensable entre los altos ejecutivos del grupo Mercadona:  llevar siempre un céntimo en el bolsillo. De esta manera, según Roig, los directivos recuerdan el valor de cada céntimo en una empresa que tiene más de 1.600 establecimientos.


[wp-rss-aggregator template=»Default»]


Por esta razón y por haber levantado un coloso como Mercadona a partir lo que en su día fue un negocio de ultramarinos, Roig es un referente para muchos emprendedores.

En una sesión del programa  Superpymes Xpress organizado por la Escuela de Empresarios EDEM, el presidente de Mercadona ha destacado entre centenares de empresarios y autónomos 3 rasgos que comparten las empresas de éxito:

«Un número 1 claro, un modelo de empresa y una misión”.

En la clase magistral impartida por Roig sobre liderazgo y emprendimiento, el empresario resaltó que «un buen líder es lo más importante, es quien toma las decisiones; las empresas son su reflejo. El modelo recoge los valores y las reglas del juego, permite que todos los trabajadores vayan en la misma dirección. Cuanto más das, más recibes, y así lo aplicamos en nuestro modelo. Y la misión es donde se define para qué existe vuestra empresa y qué necesidades sabéis satisfacer mejor; ha de interiorizarse”.

«Todas las empresas tenemos los mismos problemas: siempre están relacionados con los jefes (el cliente), los trabajadores, los proveedores, la sociedad y el capital“, añadía.

“Id en dirección contraria, así van los genios y los locos. Y esforzaos; cuando te esfuerzas el cerebro crece y no vuelve a ser el mismo”, ha asegurado.

Pero no solo la valentía es sinónimo de éxito. Rectificar, pivotar, volver a empezar son fundamentales para crecer. “Si los conceptos con los que partes son erróneos, no esperes triunfar”.

“Una empresa necesita liderazgo para hacer todos los cambios necesarios; si no, desaparecerá”, finalizó.

Lucas Gª Alcalde

Deja una respuesta