No tengas miedo a empezar de nuevo

Bueno pues parceros, vamos al grano. No tengan miedo a empezar de nuevo; sé que puede parecer más fácil decirlo que hacerlo, y en este momento estén pensando ¡lo necesito, es real lo que dices danny, pero tengo miedo! Ayayayyyyy muchachones, ese bendito miedo nos consume, nos paraliza y no nos deja avanzar. Los comienzos son etapas demasiado lindas, y no hay por qué tenerles miedo.

Hoy quiero sembrarles eso en sus mentes, la idea de que todos los comienzos son buenos y siempre debemos estar a favor de ellos. Créanme que muchas veces las cosas no se van dando de la forma que creemos es la mejor, pero cada paso que vamos dando y todos esos tropiezos nos acercan a nuestras metas.

La vida es de aprendizaje mis parceros, empezar de nuevo se trata de enfrentar el miedo, verlo a la cara y decirle “vea mijo, usted no puede conmigo, se que está presente pero mi pasión, mis metas y mis ganas de superarme son más grandes”

Empezar de nuevo significa tener el coraje de aceptar que algo te salió mal o simplemente necesites hacerlo, y desde la pasión ser capaz de levantarse, tocar fondo y volver a salir. Cada día es una nueva oportunidad. No importa la edad que tengan, no importa lo que les digan, solo importa lo que ustedes quieran.

No te culpes

Se que ante una situación fuera de lo común que nos saca de nuestra zona de confort muchos sentirán culpa por no haber previsto lo que pasaría o simplemente por no haberlo hecho antes. Por lo tanto, la ansiedad y la preocupación se apoderan de sus vidas. Muchachones, no se trata de hacernos las víctimas ni de echarnos la culpa por todo lo que está pasando; debemos aprender a darle vuelta a la situación, detenernos y darle un nuevo rumbo a nuestra vida. Lo que pasa en nuestras vidas depende de nosotros, de nadie más. Una vez entendamos eso podemos reconocer que no somos perfectos y que caer está bien siempre y cuando al levantarnos tengamos una actitud positiva.

Así es parceros, sin importar cuánto nos preparemos o esforcemos, los obstáculos se pueden presentar y ellos no están para hacernos renunciar sino para hacernos crecer. Pónganse a pensar que comenzar de nuevo no es empezar desde cero, es empezar desde la experiencia; y con eso ya tienen mucho terreno recorrido. No se culpen por lo que no fue; eso los hizo más fuertes, resilientes y les proporcionó toda la capacidad para seguir adelante.

En los momentos de crisis surgen las grandes mentes

Muchachones, si aún creen que de esta no pueden salir pues piénsenlo dos veces porque siempre se puede. Si se tiene motivación, ganas y perseveran seguro lo conseguirán. Casos de éxito de personas que lo perdieron todo y resurgieron de las cenizas son muchos, entonces siempre piensen que si ellos pudieron ustedes también.

Les recomiendo leer: Historias de éxito después del fracaso

Vean parceros, el miedo sale de la cabeza, pero el valor del corazón. Esa pasión por superarnos y lograr metas a pesar de todos los obstáculos es algo que debemos descubrir y convertirlo en nuestro motor para hacer las cosas. Debemos estar convencidos de que las cosas se darán, trabajar para ello y créanme que nadie los detendrá.  Si en este momento están pasando por un fracaso en sus vidas les pregunto ¿acaso no aprendieron nada de lo sucedido? ¿acaso son los mismos después de esto? Seguramente no. Cuando tomen todas esas cosas que no han funcionado estarán un paso más cerca del éxito, porque de cierta manera es ir descartando lo que no funciona hasta encontrar lo que si.

Entonces muchachos, en las crisis surgen las mejores ideas. Muchas veces cuando nuestra única opción es que las cosas se den, nuestra mente se ingeniará el método para que esta vez si funcione. No desfallezcan, sigan intentando y no tengan miedo a empezar de nuevo las veces que sea necesario.

¿Qué sería de la vida sin retos?

Los retos están para hacernos crecer y para demostrar que somos capaces de muchas cosas. Al mantenerte siempre en una zona de confort sientes que no avanzas, que no evolucionas y de eso se trata la vida; nosotros no somos seres estáticos, estamos aquí para crecer constantemente en todos los aspectos.

Cuando no están a gusto en una situación ¿por qué no se atreven a hacer este cambio? ¿a qué le tienen miedo?  ¿Qué es lo peor que puede pasar? ¿Es tan grande esa parálisis en la que se encuentran para que se conformen? Se que no puedo generalizar porque no sé la situación que están viviendo, no sé por lo que han pasado en sus vidas. Además, cada uno vive a su forma, para algunos el cambio será mucho más fácil que para otros. Sin embargo, eso no debería significar un obstáculo. Si empezar de nuevo significa que su día dure más de 24 horas pues háganlo, ese esfuerzo rendirá sus frutos más adelante y la satisfacción de a ver llegado hasta ahí a pesar de las dificultades será inmensa.

Pruébense, rétense, salgan de esa seguridad que muchas veces no los deja avanzar. Quedándose en el mismo sitio nunca descubrirán todas las cosas que pueden hacer. Incluso, empiezan a descubrir aspectos de su personalidad que permanecían dormidos y siempre quisieron ser descubiertos.

Actitud positiva para empezar de nuevo

Cuando empezamos de nuevo y nuestra actitud está a favor de los cambios las cosas se empiezan a dar y nos daremos cuenta de que fue la mejor decisión. Tendremos cosas que antes nos faltaban y ahora nos llenan.

No tengan miedo de dejar esa relación con lo que no están a gusto, conformarse no los llevará a nada bueno. Además, se que conocen casos de personas que creían que la vida se les acababa porque terminaban con su pareja y ahora están más felices que nunca. Muchachones, esto aplica para todo no solo en el amor. Por ejemplo, el trabajo muchas veces les genera seguridad pero si no son felices créanme que no vale la pena.

Cuando afrontamos cualquier situación con actitud positiva nos damos cuenta de las capacidades que tenemos. Empezamos a fluir a con la vida y aprender de cada etapa vivida. Dense cuenta de qué es lo que realmente quieren, por más de que pidan un consejo a los demás nadie puede leer sus mentes ni saber qué es eso que los motiva. La respuesta la tiene cada uno de ustedes y son los que deben afrontar cada nuevo cambio con toda la actitud posible.

Los seres humanos estamos en constante evolución, pero nuestra esencia no cambia, solo se va transformando, dependiendo de las situaciones o las personas con las que estemos. Pueden ser muy diferentes a hace unos años, pero no olvidar de dónde vienen ni cómo hicieron para estar hoy aquí.



Vivir el presente

Lo que sucede parceros es que el miedo muchas veces se produce cuando pensamos en el pasado y cuando nos da temor lo que pueda pasar en un futuro. En nuestra cabeza se empiezan a gestar ideas y situaciones irreales que nos hacen dejar a un lado los proyectos que tengamos.

Es importante que entendamos que el pasado no nos define y el futuro lo vamos forjando en el presente. Por eso, no hay que apresurarse para intentar adivinar el futuro, mucho menos empeñarse en recordar el pasado como método de autoculpa. Cuando disfrutamos el presente aprovechamos la vida en todas sus facetas, buenas, malas o de estancamiento. Es saber que lo que nos sucede ahora se debe a algo y debo actuar en el presente para hacer que mi futuro sea como yo quiero.

También, debemos desaprender para aprender más. Por más que tengamos experiencia siempre es bueno cuestionarse las cosas. Darles a nuestros cerebros esa opción de recibir nueva información que será vital para encontrar soluciones diferentes y novedosas que nos ayuden a empezar este nuevo camino con otra visión. ¿Si nuestra visión anterior no funcionó, por qué no intentar una nueva? Tal ves eso era lo que nos faltaba.

La edad nunca será un impedimento para empezar de nuevo

Ay parceritos, yo se que leen mis artículos personas de diferentes edades; también se que si están leyendo esto es porque tienen ganas de cambiar, sienten que es momento de empezar de nuevo, o alguna situación los obliga a cambiar. Sea cual sea su motivo quiero dejarles claro que sin importar el momento empezar de nuevo es posible. No se coman ese cuento de que están viejos para hacer algo ¡son puros engaños mis parceros! No podemos seguir encasillando edades y metas como si fuera algo que todo debemos hacer.

Está bien emprender a los 50, está bien encontrar tu pasión a los 50, y está bien casarte a los 20 años. Lo importante es que ustedes lo disfruten, nada más. Muchas veces nos damos cuenta de cosas que queremos después de mucho tiempo y decidimos tomar acción después de lo esperado. ¡pero no importa, lo importante es que lo están haciendo!

Les recomiendo leer: El éxito después de los 40 años y espero que nunca más crean que la edad es un impedimento.

¿Qué están haciendo para cambiar? Háganlo por ustedes, no por los demás. No se puede cambiar de la noche a la mañana, se debe realizar un trabajo diario para superarse. Se que dejar algunas cosas atrás no es fácil y la incertidumbre genera miedo, pero piensen que hay muchas posibilidades adelante y que es mejor lanzarse e intentarlo.

Aplica la teoría del semáforo

Esta teoría nos dice que miremos las situaciones de nuestras vidas como si fueran un semáforo. Se puede usar para muchas situaciones, es una forma de reconocer y pensar antes de actuar. Esto lo podemos aplicar perfectamente a un nuevo comienzo ya que como todo el la vida hace parte de un proceso debemos tomarlo con calma, analizar, planear y seguir.

Cuando el semáforo está en rojo es momento de parar, reflexionar y tranquilizarse. Empezar de nuevo puede generarles muchas emociones, entonces tómense el tiempo de reflexionar sobre lo que está pasando, mirar aquello que han dejado, los aprendizajes que tuvieron; también reconozcan esas acciones que no se deben repetir y cuál es su visión de lo que viene.

Luego cuando hayamos reconocido la situación actual y seamos conscientes de que los cambios son para bien, el semáforo se pondrá en amarillo; este es el momento de trazar nuestros planes y direccionar nuestra mirada al objetivo, más no a los problemas.

Una vez el semáforo esté en verde es cuando empezamos a llevar a cabo ese plan. Es importante seguir con determinación y perseverancia.

Confía en ti y traza objetivos

Parceritos, para empezar de nuevo deben confiar en ustedes y de todas las capacidades que tienen. El destino es incierto, lo seguro es que ustedes harán todo lo posible para que esté lleno de triunfos.

Empezar de nuevo genera miedo porque no sabemos ni como empezar. Por eso, les recomiendo que lo primero que deben hacer es definir claramente que es lo que harán y cómo. Visualícense dentro de unos años, ¿cómo es esa persona? ¿qué es lo que está haciendo? ¿Cómo hizo para llegar hasta allá? Tener un camino definido les permitirá dejar la ansiedad y saber que las cosas toman tiempo.

Tracen objetivos, pero no se aferren a ellos. Así como les tocó empezar de nuevo anteriormente puede que en este camino también deban replantearse las cosas, pero no se preocupen, es completamente normal. Empiecen con pie firme hacia sus metas, no dejen que nada ni nadie los detenga, miren a su alrededor y seleccionen solo aquellas cosas y personas que los motiven e impulsen en este nuevo camino.

Bueno muchachones, me alegra que hayan leído este el artículo. Se que si lo hicieron es porque están a punto de comenzar una etapa en sus vidas. Animo parceros, para adelante, con convicción y muy buena actitud. Se que será un camino lleno de éxitos, pónganle menta ganadora y vencerán. Muchas veces los limites los creamos nosotros mismos.

Un abrazo.

Daniel Tirado

LucusHost, el mejor hosting

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: