13 trabajos bien pagados que no requieren estudios universitarios

13 trabajos bien pagados que no requieren estudios universitarios

En un mundo en constante evolución, la idea de que un título universitario es la única vía para alcanzar el éxito económico se está poniendo en duda cada vez más, y es que existen alternativas que no requieren de carreras.

A medida que los paradigmas laborales cambian, así como las habilidades demandadas evolucionan, muchas personas están descubriendo que existen trabajos bien remunerados con los que no se exige tener un grado universitario.

Desde agente de policía, hasta asistente de vuelto, en esta lista encontrarás 13 trabajos bien pagados en los que no piden título universitario. Hay empleos para todos los gustos, en algunos tendrás que estudiar previamente, y para otros no. Lo que tienen en común es que el sueldo no es poca cosa.

Agente inmobiliario

No hace faltar tener estudios universitarios de arquitectura para ser vendedor en una inmobiliaria. Lo único que necesitas es saber ciertas cosas básicas en relación a la venta de propiedades, conocer algo de marketing y comunicación.

Estos agentes han de tener una buena capacidad de negociación, y estar al tanto de las grandes ofertas, ya que la mayor parte del salario depende de las comisiones derivadas de una venta. Por una venta puedes ganar de comisión hasta 5.000 euros (y es que no existe una cifra fija pero ya ves que puede alcanzar un número bastante alto).

Especialista en soporte informático

Si lo tuyo es la tecnología, quieres ganar mucho dinero, pero no quieres meterte en una carrera, esta opción es para ti. Los especialistas en soporte informático se encargan de resolver los problemas técnicos que tienen los clientes (incluidos los clientes comerciales).

Obviamente se necesitan ciertos conocimientos de informática, que puedes aprender a través de recursos ajenos a la universidad, y ciencias de la computación. Algunos especialistas en soporte informático pueden llegar a ganar alrededor de 30.000 euros al año.

Agente de policía

Para ser agente de policía no tienes que estudiar una carrera. La mayor parte del cuerpo accede a una plaza mediante oposiciones sin tener que estudiar ningún grado universitario. Bien es cierto que de esta manera hay ciertos puestos a los que no podrás optar, o tendrás que estudiar más, como es el caso de los criminólogos.

Para ser Policía Nacional, hay que cumplir ciertos requisitos, pero si los pasas, puedes llegar a ganar hasta 2.800 euros netos al mes según el puesto que tengas. Los policías que acaban de ingresar tienen un salario base de 1.500 euros netos al mes (pudiendo aumentar).

Bombero

Está claro que un trabajo en el que tu vida queda expuesta ante diversos peligros ha de estar bien pagado. Los bomberos ganan excelentes salarios a cambio de arriesgar su vida en ciertas situaciones. No se necesitan estudios universitarios para ejercer esta profesión, aunque sí una buena preparación física y conseguir una plaza mediante oposiciones.

El salario mensual de un bombero puede llegar a los 3.300 euros brutos (distribuidos en 14 pagas), es decir, pueden terminar ganando al año hasta 45.000 euros brutos. Hay que señalar que existen variaciones respecto a la comunidad en la que se ejerza. Navarra es la autonomía que mejor paga a su cuerpo de emergencias, según ha señalado La Provincia.

Piloto comercial

Hay quienes prefieren trabajar en las alturas, surcando los cielos, y para ello está la profesión de piloto. No hace que estudies una carrera universitaria, aunque puedes entrar en el sector mediante la titulación de Piloto de Aviación Comercial y Operaciones Aéreas, porque existen academias privadas que te forman.

Si no puedes costear las altas tasas, puedes acceder desde el Ejército, donde tendrás que firmar un contrato de permanencia para amortizar el coste de la formación. En cualquier caso, el salario de un piloto comercial puede llegar a alcanzar los 5.000 euros mensuales para los más experimentados, y sin olvidar de los posibles pluses.

Asistente de vuelo

Siguiendo con trabajos que se desarrollan en las alturas está el puesto de asistente de vuelo. Son aquellas personas que se encargan de tener un control entre los pasajeros, servir refrigerios durante las travesías y limpiar las cabinas de los aviones.

Las ventajas de ser asistente de vuelo hacen de este trabajo uno de los más deseados. Y es que, pese a estar fuera de casa mucho tiempo, también te permite viajar por todo el mundo gratis. Además, el salario de un auxiliar es de 20.000 euros anuales, aunque los más experimentados pueden cobrar hasta 46.313 euros al año.

Asistente ejecutivo

Los asistentes ejecutivos son personas encargadas de organizar reuniones, establecer contacto con otros ejecutivos, llevar el horario del director general, apuntar las citas, etc. Es una buena forma de acceder al mundo laboral con posibilidades de crecer dentro de una empresa.

El salario comienza siendo razonable pero tiene el potencial de ir aumentando a medida que también lo hace la experiencia. El sueldo medio que puede ganar un asistente ejecutivo es de 31.718 euros al año (más posibles extras).

Organizador de eventos

Ya sean bodas, cumpleaños, bautizos o cualquier tipo de eventos, las personas que se encargan profesionalmente a organizarlo todo ganan una buena suma de dinero. Se puede llegar a tener un salario de 2.000 euros al mes e incluso ganar más de 100.000 euros al año (todo depende del sector en el que te muevas).

Para ser organizador de eventos no necesitas tener estudios, basta con saber cómo presupuestar un evento, tener contactos de diferentes sectores y una gran capacidad de negociación, entre otras cosas. Es un trabajo que puede estresar así que también es importante que seas una persona con mucha paciencia.

Técnico de aerogeneradores

La energía renovable está en el foco de muchos países. Eso significa que los técnicos de turbinas eólicas son cada vez más necesarios. Aunque no se necesita una carrera universitaria, sí que se debe tener una licencia que otorgue el permiso para poder manipular las turbinas insladas.

Como se trata de un trabajo peligroso, ya que en muchas ocasiones hay que subirse a la zona en la que se juntan las aspas, el salario que gana un técnico promedio oscila en los 23.113 euros al año, según ha recogido el portal Glassdoor.

Electricista

Muchos oficios carecen del personal suficiente, pero están muy bien pagados, como es el caso de los electricistas. No se necesita título, aunque previamente tendrás que pasar por un periodo de formación, y además se trata de un trabajo de lo más flexible.

El salario promedio de un electricista es de 21.000 euros al año. La mayoría suelen trabajar por hora con unas tarifas de 10,77 euros así que el sueldo anual puede variar según la demanda. Es una buena opción para las personas que no quieran meterse en unos estudios universitarios.

Fontanero

Al igual que el oficio de electricista, otro de los mejores pagados es el de fontanero, cuyo salario anual medio oscila los 19.650 euros al año, según Talent. Se estima que de media los fontaneros cobran por sus servicios 10,08 euros la hora.

Para iniciarse en esta profesión no se necesita ningún título universitario, aunque antes de comenzar a trabajar, deben contar con unos estudios mínimos que le habiliten para ejercer de ello. Existen ciclos de Formación Profesional que te abrirán las puertas.

Embalsamador

A simple vista puede parecer un trabajo poco atractivo. Los embalsamadores se encargan de arreglar todo lo relacionado con un funeral: desde organizar las incineraciones, pasando por vestir los cuerpos de las personas fallecidas, hasta embalsamarlos para retardar el proceso de descomposición.

Es un puesto tan poco demandado que eleva considerablemente el salario medio. Una persona que se dedique a ello puede ganar aproximadamente 2.000 euros al mes. Y lo mejor de todo es que no necesitas estudios para ejercer de tanatopractor.

Protésico dental

Se estima que un protésico dental puede ganar hasta 2.200 euros al mes si ya tienes unos años de experiencia a tus espaldas. Aunque cabe destacar que el sueldo puede variar según la especialidad que tenga el trabajador. Las mejor retribuidas son la maxilofacial, la ortodoncia y la prostodoncia.

¿Y a qué se dedica un protésico dental? Puede trabajar en un laboratorio de prótesis dentales, formar parte del equipo odontólogo de una clínica, diseñar los elementos necesarios para diversos tratamientos odontológicos, etc.

Jose Manuel Fuentes Prieto

Emprendedor en internet y, enamorado de las iniciativas sociales que surgen en torno a colectivos mas vulnerables. Desde el Gabinete de Comunicación edita webs enfocadas en los emprendedores y teletrabajadores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *