Solo el 22% de los autónomos realizan aportaciones a planes de pensiones

Un estudio realizado por Declarando, la plataforma online de asesoramiento fiscal a autónomos, revela que solo el 22% de estos profesionales realiza imposiciones regulares a planes de pensiones, y de esa cifra sólo el 2% se aplica la deducción por el máximo permitido; es decir, 8.000 euros.

Declarando considera que, a partir de estos datos, extraídos de un análisis realizado sobre una muestra de 2.000 autónomos pertenecientes a diversos sectores de actividad, cabría esperar una limitada incidencia en este colectivo de la reducción del importe máximo desgravable en la declaración de la renta por planes de pensiones (de 8.000 a 2.000 euros), que entró en vigor el pasado 1 de enero.

Según el análisis de la asesoría fiscal online, la contribución media a planes de pensiones del colectivo es de 1.000 euros, y el ahorro medio que se deriva para cada autónomo es de 731 euros, según datos de 2020.

Declarando subraya que la limitada contribución de los profesionales autónomos a los sistemas de previsión privados es coherente con unas bases imponibles que de media se sitúan en este colectivo en 22.000 euros, según los datos de la asesoría fiscal.

Como se recordará, la Ley de Presupuestos Generales del Estado 2021 incorporó entre otras medidas, dos novedades importantes en materia de pensiones, la reducción del importe desgravable de la base imponible del IRPF, que baja de 8.000 a 2.000 euros, y la creación de los planes de pensiones colectivos o de empresa, concebidos para los empleados.



“Un mensaje negativo para el modelo del trabajo autónomo”

“Los cambios que entraron en vigor el 1 de enero de 2021 han reducido a un máximo de 2.000 euros anuales el límite conjunto de reducciones por un mismo contribuyente para todas las aportaciones a los sistemas de previsión social (planes de pensiones individuales, PPAs, planes de pensiones de empleo, planes de previsión social empresarial y mutualidades de previsión social). Y aunque su incidencia será muy relativa teniendo en cuenta el reducido número de autónomos que suscriben planes de pensiones, lo cierto es que esta medida envía un mensaje negativo para el modelo del trabajo autónomo”, explica Marta Zaragozá, CEO de Declarando y abogada especializada en derecho fiscal.

“En un país con un desempleo estructural tan elevado, quizás no tenga mucho sentido rebajar atractivos a un modelo como el que representa el empleo autónomo, en el que la inseguridad o el riesgo asociado al emprendimiento se compensaba hasta ahora con mayores dosis de libertad y ciertos incentivos para diseñar tu propia cobertura de cara a la jubilación. En España arrastramos un déficit de ahorro para la jubilación en comparación con la situación existente en el resto de los países de nuestro entorno, y todo lo que sea rebajar la presión sobre el sector público debería ser positivo”, añade Marta Zaragozá.

La CEO de Declarando recomienda a los autónomos que realizan aportaciones a planes de pensiones privados, adoptar “una posición activa en lo que se refiere a su gestión con el fin de comprobar si cumplen sus expectativas” y, en caso contrario, elegir con ayuda de su banco el más eficiente. Además, con el fin de optimizar sus declaraciones de la renta, recomienda a los autónomos que “verifiquen todas las deducciones a las que tienen derecho y acudan a un asesoramiento especializado en caso de dudas”.