¿Qué es una factura?

No todo el mundo tiene negocios ni lleva toda la vida emprendiendo.

Por dicho motivo, en este post vamos a hablar de lo que es una factura como si nunca hubieras oído hablar de ellas.

¿Qué es una factura?

Una factura es un documento a través del cual se especifica, o se recoge, o se contempla, la compraventa de un bien o la prestación de un servicio.

Dicho de otro modo: la persona o empresa que vende algo o que presta servicios debe consignar en un documento (que puede ser de distintos tipos) dicha transacción cada vez que la realice con otro particular o empresa. Es decir, cada vez que venda algo o preste algún servicio.

Hacer facturas, por tanto, implica que eres un autónomo o una empresa (sociedad, compañía…) y que cada vez que vendes y obtienes un ingreso entregas ese documento a la otra parte para constancia de la operación.

Ese documento debe ser declarado a Hacienda, por tu parte, para pagar los correspondientes impuestos, así como por parte del comprador quedaría como justificante de la compra a efectos de posibles garantías.

¿Quién está obligado a hacer facturas?

Toda persona física o jurídica que realice una actividad profesional de modo continuado está en la obligación de emitir factura por los productos que venda o los servicios que preste.

Caso de no cumplir esa obligación, evidentemente, está expuesta a experimentar las consecuencias que se deriven de ello, básicamente multas, sanciones… En casos muy graves y de elevada cuantía incluso podemos estar hablando de términos penales.

¿Existe un solo tipo de factura?

No, existen muchos tipos de facturas, como por ejemplo las facturas proforma, las facturas electrónicas, las simplificadas, recapitulativas, ordinarias, rectificativas…

Para no extendernos mucho, y dado que en este blog ya hemos hablado de todas las modalidades de factura, te remitimos a ellas en este post sobre tipos de facturas.



¿Qué es una factura ordinaria?

La factura ordinaria es el tipo más usual de factura que existe. Es la factura normal y corriente que hace todo el mundo en la mayoría de los casos.

Tiene que contener todos los datos exigidos por las leyes y que, también para no extendernos, puedes ver en este post sobre “cómo se hace una factura de autónomo”. En él tienes todos los datos exigibles: datos de las partes, número de factura, fecha, las diversas sumas e impuestos, etc.

Puedes realizar una factura ordinaria en papel o electrónicamente, aunque evidentemente la segunda opción es mejor, tanto por el ahorro de papel como por la contribución a la mejora del medio ambiente.

¿Cuál es la mejor forma de hacer facturas?

Tradicionalmente las facturas se hacían en Word o Excel.

Algunos, los más atrevidos 😃, las pasaban a pdf.

Hoy en día, hacer facturas manualmente de esa forma supone un gran atraso por tres tipos de motivos:

  • La ingente cantidad de tiempo que empleas en ello.
  • La posibilidad de errores al indicar el número, calcular las sumas, las restas, los impuestos…
  • Y un tercer elemento muy importante que no suele ser tenido en cuenta y que es la posibilidad de pérdida irrecuperable. Dicho de otra forma: si se te pierde el ordenador, o te entra un virus y destruye tus archivos, y no tienes copias de seguridad, ¿qué haces? Desgraciadamente, auguramos grandes problemas.

Entonces, ¿cuál es la mejor forma de hacer facturas?

Hoy en día existen programas automatizados de facturación que te permiten en muy poco tiempo realizar tus facturas de forma rápida, sencilla y cómoda.

Además, realizan copias de seguridad instantáneas y siempre las tienes disponibles por muchos problemas que pueda haber en tu dispositivo.

Mifacturación es uno de ellos, de los mejor valorados en el mercado, y de hecho puedes ver en este post porqué está haciendo furor entre los autónomos y pymes.

En el siguiente enlace puedes acceder a una prueba gratuita y, si te convence, como a tantos y tantas, quedarte con él de por vida. No te vas a arrepentir.

Este post ha sido escrito por Agustín Grau, de ww.agustingrau.com

LucusHost, el mejor hosting

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *